<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=974250883405448&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Neuralink: La fusión de la biología y la Inteligencia Artificial

Inteligencia Artificial

,

Rhinno

Neuralink: La fusión de la biología y la Inteligencia Artificial

Iván Cabezas | oct 05, 2021

Neuralink, fundada en 2016, es la penúltima visión de Elon Musk. Su misión es lograr una simbiosis entre el cerebro humano e Inteligencias Artificiales. El sudafricano, fundador de empresas como SpaceX o Tesla, ha sido muy crítico respecto al desarrollo de la Inteligencia Artificial y el papel de las corporaciones en el control de dicho desarrollo, así como el peligro que supone dicha tecnología en cuanto al papel secundario al que podría relegar al ser humano ante el hipotético desarrollo futuro de Inteligencias Artificiales generales, demandando un incremento de la regulación sobre el desarrollo de estas. Con ese objetivo, fundó OpenAI

Según argumenta, con Neuralink pretende lograr un equilibrio de fuerzas, una descentralización en el desarrollo de la Inteligencia Artificial y, a su vez, potenciar el papel que juega el ser humano en todo esto. Algo así como dotar al ser humano de “superpoderes”, potenciando la capacidad cerebral. Por tanto, busca equilibrar la balanza, empoderar al ser humano, aumentar sus capacidades, sin por ello perder su esencia o quedar relegado a la indiferencia.

¿En qué consiste Neuralink?

Neuralink es una tecnología basada en lo que se conoce como un BMI (Brain-Machine-Interface). Estos dispositivos, con los que investigadores como Miguel Nicolelis llevan trabajando desde hace muchos años, permiten conectar la capacidad neuronal (que controla la actividad motora) con dispositivos electrónicos externos, que permiten interactuar y a través de la interfaz generada, enviar órdenes y recibir respuestas cerebrales. Se consideran la última frontera de la Inteligencia Artificial y la biología.

Cabe destacar que ya en los años 60, el neurofisiólogo español José Manuel Rodríguez Delgado, desarrolló un dispositivo, denominado Estimociver, que mediante control remoto, era capaz de estimular el cerebro y registrar las señales de respuesta generadas, pudiendo influir en respuestas como la ansiedad o la agresividad.

La idea principal que subyace es simple: puesto que el cerebro opera con señales eléctricas, si podemos identificar y traducir dichas señales y convertirlas en código, podremos entender el lenguaje interno del cerebro, de tal forma que podríamos modelar y rediseñar potencialmente nuestras propias mentes.

Hace algunos meses, salía a la palestra un vídeo en el cual un macaco, al que se le había implantado un dispositivo Neuralink, jugaba de forma autónoma al Pong utilizando únicamente su mente. La noticia, aunque ha hecho correr ríos de tinta, recoge un experimento que, como comentábamos anteriormente, ya se ha hecho con éxito en el pasado. 

La novedad, frente a anteriores aproximaciones BMI, es que Neuralink no hace uso de cables para establecer la conexión, sino que la comunicación es Wireless, lo que reduce en gran medida la probabilidad de infección asociada al uso de cables para establecer la comunicación.

Fuente: https://www.bbc.com/news/technology-56688812

En este experimento, Neuralink capturó inicialmente información de las neuronas que se activaban cuando el macaco interactuaba con el videojuego mediante un joystick. A partir de aquí, entrenó un modelo que permitió prescindir de dicho joystick con interfaz intermedia, de tal forma que la actividad cerebral controlaba e interactuaba directamente con el videojuego, sin necesidad de ningún periférico adicional. 

El dispositivo Wireless implantado, denominado Link, cuenta con unas dimensiones muy reducidas y un gran número de electrodos para detectar la señal neuronal. Es capaz de clasificar y discriminar las señales cerebrales, filtrándolas y quedándose con la que interesa analizar, transmitiéndola mediante bluetooth a un dispositivo móvil.

Fuente: https://neuralink.com/approach/

¿Qué usos puede tener Neuralink en el futuro?

Esta tecnología abre un abanico de posibilidades enorme para aquellas personas con lesiones espinales o cerebrales, o algún tipo de parálisis que les limite o impida interactuar con su entorno, dándoles la capacidad de controlar dispositivos mediante sus mentes. Esto les permitirá volver a hacer las cosas por sí mismos, de forma autónoma.

En palabras del equipo de desarrollo de Neuralink: “Nuestro primer objetivo es devolver a las personas con parálisis su libertad digital, comunicarse más fácilmente a través de texto, seguir su curiosidad en la web, expresar su creatividad a través de la fotografía y el arte y, sí, jugar videojuegos".

Además, a medio plazo podría potencialmente permitir restaurar la movilidad física, utilizando los impulsos y señales cerebrales para estimular las células nerviosas o musculares.

Neuralink también ambiciona poder controlar las prótesis mediante señales del chip Link, pudiendo recoger las señales de vuelta, haciendo que una prótesis se sienta real, como parte intrínseca del cuerpo y no como algo externo.

Finalmente, la compañía también afirma que su tecnología podría remediar la depresión, la adicción, la ceguera, la sordera y una variedad de otros trastornos neurológicos. Para ello, se haría uso del implante para estimular áreas del cerebro asociadas con dichos trastornos.

A partir de aquí, más allá de los usos terapéuticos se abre la ventana a la ciencia ficción, a la potenciación del individuo, a la potenciación de sus capacidades intelectuales y sensoriales mediante la interfaz BMI. 

De esta forma, la posibilidad de interactuar directamente con los ordenadores sin utilizar periféricos sería solo el primer paso, a medio plazo, para llegar en un futuro lejano a conectar los cerebros a la nube, a una macro inteligencia colectiva conectada a su vez con Inteligencias Artificiales.

La ética se torna un elemento clave para un adecuado desarrollo de esta tecnología, que tendrá que regularse y legislarse con extremo cuidado.

De nuevo, el riesgo de la ciberseguridad sobrevuela otra posible innovación tecnológica futura, con el riesgo de ver como nuestros cerebros hiperconectados a la red, podrían ser hackeados y en un extremo, esclavizados por otras mentes o Inteligencias Artificiales.

rhinno-labs-contact

¿Qué madurez tiene esta tecnología?

Estamos aún muy lejos de comprender cómo funciona el cerebro humano, lo que implica que estamos aún más lejos de poder decodificarlos y recodificarlo a voluntad. Sin embargo, ¿es esta tecnología ahora mismo ciencia ficción?

Recientemente el principal competidor de Neuralink, Synchron, ha recibido permiso de la FDA (Food and Drug Admnisitration) de Estados Unidos para iniciar ensayos clínicos en pacientes con su propio dispositivo BMI, denominado Stentrode. A diferencia de Link, que requiere una pequeña intervención quirúrgica para su implantación, el dispositivo de Synchron es lo suficientemente pequeño como para implantarse a través de un vaso sanguíneo en la base del cuello y, a partir de ahí, desplazarlo hacia el cerebro del paciente. Las previsiones plantean una comercialización de estos dispositivos en menos de 5 años.

Contacta con nosotros

¡Suscríbete!